as
.multiwidget_author_avatars .author-list { text-align: center; } .multiwidget_author_avatars .author-list .user { padding: 0.2em; display: inline-block; vertical-align: top; /* IE 7 */ zoom: 1; *display: inline; } .multiwidget_author_avatars .author-list .with-name { display: block; } .multiwidget_author_avatars .author-list .user .name { display: block; } .multiwidget_author_avatars .author-list .with-biography { text-align: left; margin-bottom: 0.5em; } .multiwidget_author_avatars .author-list .with-biography .name { font-size: 1.1em; } .multiwidget_author_avatars .author-list .with-biography .avatar { float: left; margin: 0.2em 0.3em 0.2em 0; } .multiwidget_author_avatars .author-list .avatar img { float: none !important; /* is set to left on some themes */ }

En casa de un pobre desgraciado

Ir abajo

En casa de un pobre desgraciado

Mensaje  Invitado el Miér Jul 15, 2009 11:04 pm

Tras llegar a Carvhel debía encontrar un lugar donde descansar. Y me moria de hambre. Y ademas cargaba con un alimento delicioso pero que no podía probar porque bueno, es la guardiana.

Estoy harto, que Dios me castigue, si esque hay un dios.

Dejo a Shana apoyada contra la pared de una casa y me dispongo a cenar. Derribo la puerta de una patada, era mala madera. Veo dentro a una mujer, pero a mi solo me parecia comida, un mero saco de carne lleno de deliciosa sangre... Se me alargan los colmillos solo de pensarlo. Ella empieza a gritar algo pero no le dejé acabar la frase. Le tapé la boca para que no gritase y le clavé mis colmillos en esa palpitante arteria llena de vida. Salpica la sangre en mi paladar y recuerdo una vez mas el extasis que se siente al saborear la vida. Es algo que me encanta y me repugna a la vez. Me repugna cuando lo pienso pero cuando lo vivo... es otra cosa.

Noto como empieza a morir, y muy a mi pesar me retiro. Cuando el corazón deja de bombear y la vida se esfuma del cuerpo la sangre pierde todo su sabor. Cuando bebes la sangre de alguien, mientras lo haces es como si formases parte de ella y ella parte de ti. Y si mientras bebes ella muere, es como si tu mismo murieses por dentro. Es una sensacion muy desagradable.

Vuelvo a mirarla y ya no tiene miedo, está tranquila, casi se podria decir que feliz. Es una de las consecuencias del veneno que llevo. Es una potente droga que tranquiliza y da felicidad, al mismo tiempo que te destroza por dentro. Si la sobrevives, el tranquilizante se agota, y la felicidad se esfuma con el, quedando solo dolor. Para entonces empieza la transformacion. Primero te rompe por dentro y te rehace entero.
Noto como su corazon deja de latir

Una vez saciado ya puedo pensar con claridad. miro a mi alrededor e inspeciono la casa. Justo como había olido, solo una persona. Una casa pequeña, un salon cocina, una habitacion y un aseo. Salgo cojo a Shana y la acuesto en la cama. Despues recojo a la mujer y me la llevo para enterrarla por ahí, espero que nadie la eche de menos.
Echo un último vistazo a Shana y confío en volver antes de que se despierte

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.